Alzheimer: ¿Qué hacer para evitar o retrasar esta enfermedad?

Alzheimer: ¿Qué hacer para evitar o retrasar esta enfermedad?

La enfermedad del Alzheimer es un tipo de demencia, que afecta severamente las funciones cerebrales superiores, entre ellas, el lenguaje, la memoria, la capacidad de juicio, el razonamiento, la atención y las habilidades motoras. ¿Qué hacer para evitar o retrasar esta enfermedad? La respuesta está en la prevención y en tener un estilo de vida saludables siguiendo las recomendaciones que detallamos a continuación.

“Generalmente el Alzheimer se presenta a partir de los 60 años y con mayor frecuencia a partir de los 75 años. A mayor edad, mayores posibilidades de desarrollar la enfermedad. No tiene una causa definida”, sostuvo María Meza, jefa del Departamento de Neurología de la Conducta del Instituto Nacional de Ciencias Neurológicas (INCN).

Aclaró que no es una enfermedad hereditaria. “Menos del 10% es hereditario y aparece antes de los 50 años, son grupos muy reducidos. El mayor porcentaje es de tipo esporádico”, sostuvo.

Etapas

Sobre las fases de esta enfermedad cerebral, indicó que inicialmente aparecen con un deterioro cognitivo lento, cuando las personas preguntan dónde dejaron la llave, consultan que tenían que hacer o cuestionan para que salieron a tal sitio.

“Pero conforme pasan los años, hay fallas de memoria, y luego puede pasar a un cuadro moderado con una desorientación temporal y espacial y poco a poco se va extendiendo hacia una incapacidad para resolver los problemas diarios”, apuntó.

Añadió que cuando el mal se va intensificando, se va reduciendo el desempeño en el trabajo. En esos casos, se puede hablar de una demencia. “Hay personas que no pueden ir al baño, no saben bañarse, vestirse, comer”, anotó la experta.

Respecto a la fase severa del Alzheimer, indicó el paciente ya es incapaz de valerse por si mismo, y dependen de los sus familiares.

Familia es fundamental

El apoyo de la familia es fundamental para las personas con Alzheimer porque algunos olvidan cómo vestirse, alimentarse o asearse.

“No saben ponerse la ropa, si va primero el pantalón o la ropa interior. Pierden la secuencia y todas las capacidades que han ido aprendiendo a lo largo de la vida. Entonces queda totalmente dependiente y ahí tiene que estar atenta la familia”, refirió la jefa del Departamento de Neurología de la Conducta del INCN.

Este panorama empeora cuando los pacientes se vuelven irritables y agresivos. “En algunos episodios, recuerdan la casa donde eran niños y eso hace que quieran irse, que se escapen, se pierdan, y hasta puedan morir”.

¿Cuándo ir al médico?

La especialista recomendó buscar ayuda especializada cuando la persona cambia de rutinas. Por ejemplo, si era activa y, de pronto ya no. Si se queda callada o se demoró en comprar el pan y dice que no sabe que pasó. Ahí hay que alarmarse. “El síntoma mas llamativo son los fallos de memoria y los olvidos”.

En ese momento, es necesario examinar al paciente y hacer un evaluación completa.

“Se debe analizar la glucosa, un hemograma, ver como está el cerebro con imagen simple, evaluar la parte neurológica y cardiaca. Si tenemos eso y vemos un deterioro cognitivo ahí pensamos en demencia por Alzheimer”, expuso.

Cifras en el mundo

Según un informe mundial sobre el alzhéimer, elaborado por la Organización Mundial de la Salud, se proyecta que hasta el 2050 el número de adultos mayores con esta enfermedad aumente significativamente, a un ritmo diferente, según el país de procedencia.

El aumento de la esperanza de vida está contribuyendo al incremento de adultos mayores con esta enfermedad. Se espera que las personas que viven con demencia en el mundo alcancen los 74,7 millones en 2030 y los 131,5 millones en 2050.

Cómo prevenir la enfermedad

La neuróloga indicó que un mayor nivel educativo protege el cerebro, a mayor estudio mayor protección.

“Cuando alguien sigue al día y está revisando constantemente nuevos temas, la enfermedad no se presentará de forma tan temprana”.

La experta recomendó realizar mucha actividad física , además de interactuar socialmente con otras personas a fin de mantenerse ágil a nivel mental.

A estas recomendaciones se suman tener una buena alimentación, variada, con una porción importante de verduras y frutas, así como un control permanente de los factores de riesgo para una vida sana como la hipertensión y la diabetes.

INCN

Últimas Publicaciones
Más Vistos
© Copyright 2020 INCN by Conectiva Perú SA